Blogging tips

domingo, 16 de agosto de 2015

Mini-cuaderno de fácil montaje

Este tipo de encuadernación aprendí a hacerla con Alberto Juárez, de Vintage Oddysey, y me pareció tan práctica que la he memorizado bien para poder repetirla en el futuro.
Su elaboración requiere pocos materiales, totalmente apto para principantes y se hace en relativo poco tiempo (1-2h).

Para empezar los materiales necesarios son:
- Instrumento de corte: yo prefiero cizalla, porque con tijeras es más impreciso y tedioso, pero se puede utilizar también una tijera.
- Cartón para las tapas.
- Un folio.
- Cartulina negra.
- Un pedacito de tela, si es para encuadernación o fuerte, mejor.
- Cola blanca o algún otro pegamento similar. Yo he utilizado Tacky Glue, que tiene un acabado fantástico.
- Cinta de doble cara (no es imprescindible, pero el acabado es mejor)
- Papel de acuarela. Me gusta el acabado robusto que da al mini, pero también puedes utilizar papel de folio.
- Tinta Distress. En mi caso he utilizado el color Gathered Wings.
- Almohadilla para aplicar Distress, o similar.
- Acetato o algún plástico más o menos liso.
- Stencil para decorar las tapas.
- Aguja o punzón.


¡Comenzamos con el proceso!

Primero corta los materiales a la medida que quieras. 
En mi caso, he cortado con cizalla tiras de papel de acuarela de 9 cm de ancho y 19 de largo, que hay que doblar por la mitad larga.
El cartón lo cortamos de una medida un pelín superior al papel interior para que lo proteja. En este caso, las medidas de la portada y la contraportada son 10 cm x 10 cm. No sé si existirá una forma menos "salvaje" de cortar el cartón, pero yo lo hago con un cúter con extremo cuidado.


A continuación empezamos con la decoración de las tapas. 
Para ello coge el acetato y entíntalo con Distress, y con ayuda de un spray conseguirás formar pequeñas burbujas de tinta, que darán un efecto tan bonito como el de la foto. No hay que echar mucha agua, porque si no diluirás demasiado la tinta. Con las burbujas preparadas, pasa el folio aleatoriamente y repetidas veces hasta conseguir cubrir un espacio suficiente para cubrir las tapas.


Cuando se haya secado la "obra de arte" corta dos cuadrados algo más grandes que las tapas y pon la cinta de doble cara como ves en la foto. La cara que lleva ésta cinta será el exterior, así que ya puedes fijar el cartón al estampado que has creado.
Corta las esquinas para del folio como en la foto.
Por el otro lado has de poner cola blanca u otro tipo de pegamento en los bordes y con cuidado, ir fijando los bordes, uno a uno, y de fuera hacia dentro.


Para el lomo, yo tenía una tela adhesiva que me apetecía utilizar, por lo que la he tenido que cubrir por el lado adhesivo con sobrante del folio teñido con Distress. Pero si tú tienes una tela normal o de encuadernar lo único que tendrás que hacer será fijarla con cola blanca u otro pegamento de encuadernar a los bordes, como te indico en la foto.


Para rematar la portada yo he elegido este stencil, pero elige el tuyo. ¡Pon imaginación y añade los detalles que quieras! También puedes envejecer los bordes de las tapas aplicando más Distress.


¿Y cómo finiquitamos la encuadernación? ¡Pues muy fácil! Con ayuda de una aguja o un punzón haz dos agujeros más o menos centrados que atraviesen los papeles del interior y el lomo de tela. Para fijarlo haz un nudo que quede escondido en la unión entre el interior de la tela y el conjunto de papeles de acuarela. Otra opción es hacer un lazo en el medio del lomo a modo de decoración.


Por último corta cartulina negra. La medida será algo más pequeña que el total de medidas de las tapas. En mi caso, 9'5 x 9'5 cm. Pega estas piezas en la parte de cartón que ha quedado al descubierto con cola blanca o similar. 



Yo, además, he añadido un par de trozos de cuerda que van pegados bajo ésta cartulina negra para cerrar el álbum con un lazo.


¡Espero que te haya sido de utilidad! 
Si haces tu propio mini-album envíame una foto a scrapamundi@gmail.com, me hará mucha ilusión ver el resultado :)

2 comentarios :

Blogging tips